FSC-CCOO Canarias | 23 julio 2024.

Todxs con la isla de La Palma

28-09-2021

Todxs con la isla de La Palma

Todxs con la isla de La Palma

CCOO desmiente que los “bomberos” de La Palma no estén cobrando: “En esa isla no hay bomberos”

    Señalan que el Cabildo no puede hacerse responsable de las deudas de una empresa privada

    15/05/2024.
    Bomberos La Palma

    Bomberos La Palma

    La Federación de Servicios a la Ciudadanía de Comisiones Obreras Canarias salió este miércoles al paso de las declaraciones de un supuesto “jefe de bomberos de La Palma”, de nombre Germán Pérez, quejándose de que los supuestos bomberos de La Palma lleven meses sin cobrar y sufran problemas de la Tesorería de la Seguridad Social. A juicio del sindicato, en La Palma no existe un cuerpo de bomberos, sino una asociación de voluntarios que llevan años usurpando las funciones de los profesionales de emergencias.

    Por este motivo, si La Palma no dispone de un cuerpo profesional de bomberos,difícilmente puede tener un “jefe” de bomberos. Se trata, si acaso, de algún coordinador de los voluntarios puesto por la empresa Emerpal y que pretende confundir así a la opinión pública.

    Lo que existe en La Palma, señala FSC-CCOO, es una Agrupación de Voluntarios que,debido a sentencias de años anteriores, se ve obligada a contratar a personal que retribuía funciones de voluntarios yendo en contra de la ley vigente en esta materia tanto de ámbito autonómico como estatal. Dicha empresa se constituye con el nombre de Emerpal y lleva años en una situación de irregularidad desde que, en el año 2006, el Cabildo de La Palma firmara un contrato de urgencias para un período de seis meses. Desde entonces, ha venido cediendo estas competencias a esta empresa y para ello le otorga, de manera directa, 800.000 euros anuales, una situación al margen de la legalidad vigente dado que las normas exigen que las tareas de bomberos sean prestadas mediante gestión directa por la administración pública y con funcionarios públicos.

    Requerimientos de la Inspección de Trabajo

    Los problemas con la Seguridad Social que tiene Emerpal son la consecuencia de más de una veintena de denuncias interpuestas por FSC.CCOO en la Inspección de Trabajo en los últimos dos años. La Inspección de Trabajo ha dado la razón al sindicato en todas y cada una de las denuncias, lo que ha motivado requerimientos económicos a la empresa, además de la subsanación de las irregularidades en materia de prevención y seguridad social.

    Estos requerimientos económicos superan los cientos de miles de euros, una cantidad que Emerpal no tiene capacidad de cubrir y, por esta razón, han congelado sus cuentas bancarias. En ningún caso debe hacerse el Cabildo responsable de esta deuda, al tratarse de una empresa externa, y si lo hiciera, podría estar incurriendo en una ilegalidad.

    Todo esto ha colapsado el servicio de supuestos bomberos de La Palma, prestado de manera irregular por una empresa que, además de incumplir la ley de prevención y seguridad social, también incumple la ley de contratación del sector público, dado que recibe de manera directa 800.000 euros sin ningún tipo de licitación ni contratación pública como obliga la ley a partir de 15.000 euros, cuestión denunciada por este mismo sindicato en los medios de comunicación el pasado 16 de abril de 2024.

    Creación de un verdadero cuerpo de bomberos

    La situación de la Palma en cuanto a emergencias es bastante complicada por la deriva de este asunto durante casi veinte años. A pesar de ello el Cabido inició en 2022 el proceso de creación de un cuerpo de bomberos público y profesional con funcionarios y gestión directa por el Cabildo palmero. Justamente este año han presupuestado 28 plazas, 18 de bomberos, 6 de cabos, 1 sargento y un oficial del servicio, todos funcionarios.

    FSC-CCOO insiste que esta debe ser la dirección que debe mantener el Cabildo y no seguir dando oxigeno a una empresa que de manera irregular e incumpliendo la ley de la seguridad social y prevención, ha venido prestando el servicio de manera irregular con voluntarios y no profesionales.